jueves, 16 de mayo de 2013

all alone

No posteo hace un mes? claramente señal que me encanta iniciar nuevos proyectos y abandonarlos en cuanto se tornan aburridos, me pasa con TO-DO. En el laburo, mi vida amorosa y bueno en este caso me aburrí de hacer catarsis bloggera.. pero im back! o al menos por un ratito.
El punto es, que pensé en venir aca y hacer una reflexión... mi hermana se va a vivir con su medio pomelo, me pone super feliz la noticia, pero claro, como yo estoy solísima esto solo me recuerda que yo no divido alquiler con nadie.
Pero no es solo eso, me doy cuenta de que tengo ganas, sabés de qué tengo ganas? de enamorarme, esa parte divertida cuando recién conocés a alguien y tenés ganas de verlo, y pensás qué ponerte, y pensás si te llama o te mensajea o si lo ves esta noche.
Lo hot de la anticipación pre-sexo, como te calientan los besos del principio, la incertidumbre de cómo es en la cama, y las primeras veces que lo hacen.
Hace tiempo ya que no tengo esa sensación de estar enamorada y calentarme con alguien al mismo tiempo.
Vivís escuchando que cuando menos lo esperás aparece, pero no hago más que dar vueltas con los mismos de siempre. Y cuando conozco a alguien nuevo, no me mueve el piso como tengo ganas que lo haga, de hecho vienen llenos de peros: pero es bajito, pero habla con la z, pero no labura!! uf, cuanto más vieja más peros encuentro. Y no falta aquel que te encanta y todos te dicen: es un nabo, no te conviene, no le des bola, y como pelotuda que soy les hago caso!! y así se te pasó el tren.
Tengo la impresión que quizás a veces los asusto un poco, porque creo que en general al hombre le gusta más tener el control, lpm yo quiero tener el control! decime que es sexy que la mina tome las riendas!!!
En fin, debería dejar de ver a viejos huesitos para abrirle la puerta a los nuevos, NEXT!

3 comentarios:

  1. Siempre esta bueno tener las riendas, pero a la vez hay que aprender a fluir y dejarse llevar. Ojo, soy más chica y quizas vea todo con un poco más de magia, pero a la vez soy madre por lo tanto tampoco tengo tiempo para boludear.
    No sé si será de ayuda o no, pero bien sabemos que para enconrar al príncipe hay que besar mucho sapos. Estoy pasando por ese estadío que relatás, del enamoramiento y aunque no lo creas es con quién menos pensé que podría llegar a pasarme. Relax.

    ResponderEliminar
  2. Hola Cliche! es verdad! entre viajes y trabajo la abandoné! en breve habrá más :)

    ResponderEliminar